Una peli que no te podés perder

27 agosto 2007 | Publicado en | 7 comentarios

Siempre fui un devoto admirador de Pixar, no lo voy a negar. Creo que las dos primeras pelis que tuvo Amparo fueron Toy Story y Monsters. Pero confieso que con Los Increíbles y Cars no había quedado demasiado convencido. Así que fue una agradabilísima sorpresa descubrir lo que estos pibes han hecho con su última producción: Ratatouille.

Fuimos a verla con Amparo el sábado. En francés, claro, con lo cual yo me perdí una buena cantidad del diálogo menudo y las réplicas afiladas y veloces. Pero igual, me pareció un “capolavoro”. El dibujo es maravilloso, el guión muy bueno, los gags —los que entendí— excelentes. Pero el verdadero logro de la película es —a mi criterio— el hecho de que salís del cine... con ganas de cocinar!


Hubo una época en mi vida en la que yo supe preparar tres o cuatro cositas muy simples en la cocina —esto es, cuando no comía sandwiches de Mantecol, o lasagnas de Villa Victoria, o pizzas o empanadas de acá a la vuelta. Pero de un tiempo —unos añitos— a esta parte, confieso que la cocina y yo nos hemos vuelto, cómo diría... extraños.

Naturalmente, es culpa de mi esposa. Gabriela cocina tan bien que a uno le da vergüenza empuñar una sartén. Uhm... no funciona como excusa? No, ya sé, ya sé. Bueno, dejémoslo. El caso es que salvo el —muy— ocasional asadito, he dejado de ejercer mis “dotes culinarias”. Por las razones que fuere, pareciera que las he perdido...

Y hete aquí que Ratatouille logra que se haga carne en el espectador el deseo de incursionar en esa suerte de quehacer mágico que es cocinar. Al menos nos dio ganas de cocinar a Amparo y a mí. Y no porque el eslogan del gran chef Auguste Gusteau
uno de los personajes de la peli sea “Cualquiera puede cocinar”, sino porque el placer, el disfrute, la pasión culinaria realmente vive en los personajes.

Después de ver la peli visitamos el sitio web —que, dicho sea de paso, está muy bien— y bajamos el minirecetario para niños. Empezamos —lógicamente— con la muy simple receta de “ratatouille”, y disfrutamos mucho su preparación, prestando atención a texturas, colores, aromas. Y hasta nos salió rico y todo. Además, a la pequeña le encantó cocinar con su papá —y viceversa.

De la película en sí no te voy a contar mucho. La web está llena de comentarios, sinopsis, etcétera. Como siempre en estos casos, me llamó la atención la cantidad de gente mencionada colaborando en el guión. Eran —fácil— un par de decenas. No sorprende así que cada detalle, cada vueltita del argumento, cada gag parezcan salidos de un taller de relojería.

Y sin embargo la historia no parece “prefabricada”; al contrario, tiene “alma”. No sé, por ahí exagero. Pero, para que me entiendas —si es que viste la película o la vas a ver en algún momento—, una de las escenas que a mí más me gustó es cuando el temible y despiadado Anton Ego, el más influyente crítico culinario de París prueba el ratatouille que Remy le prepara y Linguini le sirve... Bueno, no puedo arruinarte el disfrute de la escena contándotela. Pero si viste la peli sabés de qué hablo.

Veremos cómo sigue la cuestión de la cocina en casa. Por ahora, sabemos que el fin de semana que viene vamos a ir por la segunda receta. Yo creo que la cosa va a prender. Mientras tanto, he aquí un desinteresado y gratuito consejo: Ratatouille es una suerte de imperativo categórico para todo padre/madre que se precie y pueda permitírselo. O sea: andá, lleva a tus críos y pasala bien. Si no te gusta, ya sabés: te devuelvo la plata de la entrada.


7 Comentarios

  1. Adrian Kosmaczewski says:
    martes, agosto 28, 2007

    Es tremenda! Con Clau (mi mujer) ya la vimos dos veces :)

  2. SpinDoctor says:
    martes, agosto 28, 2007

    Aha! Asi que es adictiva, ademas... :o)

  3. Faby says:
    miércoles, agosto 29, 2007

    q bueno!! yo la tengo en mi lista de pelis pendientes...
    y con lo q decis de la cocina seguro q me vuelven las ganas de hacer la cena!
    besitossssssssss :)

  4. Luciano says:
    miércoles, agosto 29, 2007

    Yo voy a llevarme a verla, como padre propio no puedo dejar pasar tu consejo.
    Tiene onda.

  5. SpinDoctor says:
    miércoles, agosto 29, 2007

    FABY, seguro que te vuelven las ganas de preparar una rica cena.

    Oopsss... no quise sugerir que se trate de una pelicula para niños exclusivamente, LUCIANO. No hace falta llevar un niño para disfrutarla. Vaya tranquilo, nomas :o)

  6. Laura Berra says:
    lunes, septiembre 03, 2007

    Hola Spindoctor: Pasé a saludar simplemente porque aún no he podido ver la peli (por falta de tiempo), pero la tengo en primer orden.
    Muchos saludos,

  7. SpinDoctor says:
    lunes, septiembre 03, 2007

    Hola, Laura, si, no te la pierdas por nada en el mundo... :o)
    Hoy cocinamos panqueques, la tercera receta del minirecetario de Ratatouille. Los hicimos rellenos con jamon y queso como plato principal y de postre con Nutella —se nos termino momentaneamente el dulce de leche.
    Vive la cuisine!