A dónde va la Suiza

28 octubre 2007 | Publicado en | 5 comentarios


Leo en Le Temps del 20 de octubre que Suiza va bien, muy bien. 2,5 por ciento de desempleo, el más bajo entre los países europeos, Japón y USA. Producto bruto per cápita USD 39.197, sólo superado por USA (41.657). Millonarios (poseedores de más de un millón de dólares) cada 10 mil habitantes: 267 (Japón viene segundo, con 116). Muertos en accidentes de tránsito, cada millón de habitantes: 55 (sólo superada por Holanda, 46, y Suecia, 49). Carga impositiva sobre las ganancias empresariales: 24,9 por ciento, la menor entre los países europes, USA y Japón. Indice de “satisfacción con la vida” de sus habitantes, en una escala de 1-10: 8,1 (comparación: USA, 7,4; Japón: 6,2). Satisfacción en el trabajo: 91,2 por ciento de los suizos se declaran satisfechos o muy satisfechos (Dinamarca: 93,4; Turquía: 52,2). Ránking de protección del medio ambiente: décimo lugar en una lista de 56 países (el primero es Suecia; USA está en el puesto 53). Esperanza de vida promedio: 81,3 años (después de Japón: 82).

En una columna de opinión publicada en la misma edición del mismo diario, Pascal Broulis, presidente del gobierno del cantón de Vaud, considera que el mayor riesgo que enfrenta el país es la ruptura del lazo político de solidaridad entre los ciudadanos: el crecimiento del individualismo que quiebra el pacto social basado en el equilibrio de libertad e igualdad. “Con sus impuestos —le dice a un hipotético ricachón—, el estado continuará ocupándose de que no haya nadie tan desesperado como para representar una amenaza para usted o su familia, y de que la justicia proteja sus bienes. Su dinero no debe condenarlo a vivir en un ghetto.” Y a una hipotética joven que sobrevive gracias a una ayuda social mínima, Broulis le dice: “No se resigne, no desespere; la ayuda social no debe ser vista como una fatalidad. Estamos listos a darle un ‘empujoncito’, ya sea una pasantía en una empresa o una ayuda a la formación: aproveche esas oportunidades. No será fácil, los obstáculos son grandes cuando uno tiene que levantarse desde bien abajo, pero uno puede salir de la ayuda social si resiste a la comodidad de la desesperación.”

Leo en Le Monde del 24 de octubre que en las elecciones legislativas suizas del pasado domingo 21 —en las que se elegían los miembros del Consejo Nacional, que es la cámara alta del parlamento helvético— la Unión Democrática de Centro obtuvo el 29 por ciento de los votos, tres puntos más que en la elección anterior, en 2003. La UDC se consolida así como primer partido suizo y extiende su influencia más allá de la Suiza de habla alemana, tradicionalmente más conservadora, implantándose en la Suiza de habla francesa, que supo ser más progresista. El triunfo de la UDC corona una campaña de fuerte tono xenófobo, nacionalista y anti europeo. Para el editorialista de Le Monde: “Una gran parte de la opinión helvética [es] alentada en su hostilidad hacia los extranjeros por una degradación de la situación económica. Una vez islote de estabilidad, Suiza ha conocido la depresión, la inflación y el desempleo, a la manera de numerosos países del viejo continente.” El editorialista de Le Monde escribe obviamente huevadas, como lo demuestran claramente los datos reproducidos en el primer párrafo de esta nota. Pero lo más asombroso es que ni siquiera lee los artículos que publica su propio diario, como la entrevista a Jean-Yves Camus, un politólogo francés que —en la misma edición— explica el triunfo de la UDC como un caso de “populismo de prosperidad”, es decir, “un movimiento de egoísmo que se produce en una sociedad que goza de buena salud, pero que rechaza la sociedad multicultural y el compartir la torta”.

[Esta nota —que no agota los temas que toca, y que consiste apenas en subrayados de ciertos artículos periodísticos que me parecieron relevantes— quise pero no pude publicarla el 25 de octubre; la publico hoy, el día en que se vota en elecciones presidenciales en la Argentina —pero ésa es otra historia... La foto es mía y está tomada en Berna, la capital, antes de las elecciones.]

5 Comentarios

  1. Luciano says:
    martes, octubre 30, 2007

    Livianito el post. Me dejo pensando en que cuernos quieren los suizos.
    Ayer justamente hablaba con una compatriota sobre el tema del racismo. Es algo tan natural en las personas que cualquier cosa lo justifica.
    Pero bue, hay mas de un tema en este post.
    Hay gente abogando por la division de la Comunidad?

  2. towr says:
    viernes, noviembre 02, 2007

    they shouldn't do vandalism. thats a nice art

  3. SpinDoctor says:
    sábado, noviembre 17, 2007

    Creo que no hay nadie que pida la division de la confederacion, al estilo de los italianos del norte. Lo que los suizos quieren, no lo se, pero parece que les molesta que les escupan el asado, o que los miren con cara de hambre mientras lo disfrutan. A la vez, lei alguna vez en algun lado, que los suizos son los mayores donantes para causas humanitarias per capita en Europa.

    Si, todo bien, gracias.

  4. Omar Magrini says:
    domingo, noviembre 25, 2007

    Es interesante el tema de los suizos, estuve pasando unos días en Zurich y la verdad que la sensación de tranquilidad que se siente es increible.